Fines con que fin

Una de las cosas que hace poco tiempo me tiene un poco intrigado es saber que se suele hacer en fines de semana.

No solo en mi caso personal particular sino mas bien como curiosidad social, pues veo calles mas silenciosas, actividades mas pausadas, mas personas paseando y caminado por la principal vía.

Eso me llevó a plantearme su hay patrones, si hay algo más que se pudiera decir de “lo que se ve” con los que se cree que se hace. Se llenan restaurantes, se venden mas vestuario, se viaja mas en fines de semana, se realizan muchas más actividades deportivas en grupo, y un sin fin de detalles mas.

Por otro lado sospecho y supongo que a todos nos afecta muy mucho lo que procedemos entre semana. No es lo mismo quien tiene que pasar su tiempo en oficina a quien tiene que moverse constantemente día si y día también, porque precisamente su actividad laboral profesional no es precisamente siempre en el mismo sitio.

Es normal pues que por ejemplo con esta idea podemos ver que quienes mas se pasean son precisamente los que mas encasillados están entre semana, mientras quienes mas descansan en fines de semana es porque obviamente mas se cansan en moverse tanto entre semana.

Lo peor es fácil de ver y contemplar. imaginemos cualquier ejemplo familiar con ambos modelos en donde unos salen mucho y otros nada, y entonces ¿como equilibrar la situación en que piden ambas cosas a la vez?, salir sin salir, y no salir saliendo, ¡es divertidísimo oiga usté! Pero el que siempre gana es el perro, ¿lo sabían bien verdad?. #pueseso